icono telefono
999 196 0975
icono chat
999 142 52 32
icono mail
urologiamerida@gmail.com
icono skype
Urologia Merida
English Spoken

Síntomas de la insuficiencia renal

La insuficiencia renal puede causar acumulación de líquidos y desechos en el cuerpo. Cuando una persona tiene insuficiencia renal los riñones no pueden filtrar los desechos de la sangre y eliminarlos mediante la orina. En ocasiones esto se puede presentar de manera súbita (aguda) y en otras debido a  otras enfermedades como diabetes e hipertensión (crónica).

Las molestias o síntomas de la insuficiencia renal pueden variar de acuerdo al grado de daño que exista en los riñones y si la enfermedad se presenta de manera súbita (aguda) o de manera progresiva (crónica).

La insuficiencia renal afecta con mayor frecuencia a personas mayores de 60 años, aunque puede presentarse en pacientes jóvenes también y actualmente se encuentra dentro de las primeras 10 enfermedades que cobran más vidas alrededor del mundo.


¿Cuáles son los síntomas de la insuficiencia renal?

Cuando la insuficiencia renal empieza, las personas pueden no sentir molestias sin embargo, a medida que avanza y la función del riñón se daña, los síntomas comienzan a aparecer.

Las molestias y los síntomas de la insuficiencia renal pueden presentarse de muchas formas y afectar a muchas partes del cuerpo.

Algunas de las molestias o síntomas de la insuficiencia renal aguda pueden ser:

  • Producción reducida de orina, aunque en algunas ocasiones la cantidad de orina puede no verse afectada y en otras puede suceder que las personas dejen de orinar por completo
  • Orina más oscura de lo normal.
  • Acumulación de líquidos en el cuerpo, lo que puede producir hinchazón (edema) de manos, pies y cara.
  • Dificultad para respirar.
  • Fatiga.
  • Alteraciones de la conciencia como confusión e incluso coma.
  • Náuseas.
  • Convulsiones.
  • Dolor en el pecho en caso de que se acumule líquido cerca del corazón.

Las molestias o síntomas de la insuficiencia renal crónica se presentan con el tiempo y conforme la enfermedad va avanzando, dentro de los cuales podemos encontrar los siguientes:

  • Desnutrición, pérdida de peso y debilidad en los músculos.
  • Acumulación de líquidos en el cuerpo, lo que puede producir hinchazón (edema) de manos, pies y cara.
  • Pérdida del apetito, náuseas, vómito y diarrea.
  • Anemia, así como palidez de piel.
  • Mal aliento que persiste incluso después de cepillarse los dientes.
  • Piel seca, comezón en todo el cuerpo, aparición de manchas en la piel (equimosis).
  • Dificultad para respirar cuando se acumula líquido en los pulmones.
  • Alteraciones en el estado de conciencia como confusión e incluso coma.
  • Disfunción eréctil, disminución de la líbido.
  • Dolor en el pecho en caso de que se acumule líquido en cerca del corazón.
  • Fatiga, aumento de la somnolencia, falta de crecimiento.
  • Aumento de la presión arterial o dificultad para controlarla en pacientes que ya tienen problemas de presión.

Las molestias o síntomas de la insuficiencia renal se presentan de manera cada vez más grave dependiendo del progreso de la enfermedad, tanto en su estado agudo como en su estado crónico, por eso es importante recibir atención médica en caso de presentar alguno de estos síntomas.

5/30/2018